Quantcast
Abril, recuerdos con sabor a pastel

Abril, recuerdos con sabor a pastel

Añoro los festejos de abril, extraño celebrar el Día del Niño porque en casa ese día era todo un acontecimiento, era festejar a mis pequeños en grande. Todos disfrutábamos enormemente esa fecha, sobre todo porque me convertía en toda una repostera.

Ese día siempre les preparé algo simple, sencillo, pero para ellos era el mejor pastel del mundo, porque llevaba todo el amor de mamá, llevaba todo el cariño que se puede verter en la cocina.

Un día antes del 30 de abril, o ese mismo día pero por la mañana, me dirigía al supermercado a comprar las cosas necesarias para elaborar el pastel: harina (por supuesto, Tres Estrellas), mantequilla, azúcar, huevo, royal y vainilla. Ah, y para el relleno, se los hacía con diferentes ingredientes, aunque a ellos les encantaba que la crema batida con zarzamora, se chupaban los dedos con esa mezcla.

Mis hijos siempre disfrutaron que yo “jugara” a la repostera, pero además ellos me asistían, ellos eran mis pinches. Salvador y Atenas siempre fueron mis pequeños cómplices en la pastelería, para ellos era un juego, se divertían y compartían conmigo su alegría y su inocencia. Vivíamos cada momento de esa gran fiesta y ¡Cómo no! se trataba de celebrar a los reyes de mi casa.

Ahora, ya son profesionistas y cada uno tiene sus propias ocupaciones, pero cuando de pastel se trata, siempre están aquí, a la espera de que les prepare una deliciosa tarta, totalmente casera pero con ese toque tan especial que tenemos las mamás.

Aunque ya no es una regla festejar en casa el día del niño por razones obvias, los sigo consintiendo con algún pastel siempre que ellos me lo solicitan, o bien, para su cumpleaños o alguna fecha en especial, y para eso me hacen peticiones muy especiales, como la que me hicieron para la siguiente ocasión especial: un pastel de zanahoria.

Este pastel lleva los ingredientes básicos de cualquier pan, pero con el plus de la zanahoria y el aceite de maíz.  Aunque no se trata de un postre ligero, si es delicioso y vale la pena prepararlo de vez en cuando, sobre todo si se trata de consentir a la familia, porque la memoria gustativa los acompañará el resto de su vida.

Gracias por votar. Ahora puedes compartirlo en tus redes sociales .
¿Qué te hace sentir este artículo?
Fascinado
Divertido
Triste
Enojado
Aburrido
Emocionado

Araceli Calva

Araceli Calva

Buscadora de historias, ansiosa de descubrir nuevas experiencias cada día. No creo en las buenas intenciones. Creo que el periodismo se forja en la calle, pero el bagaje cultural no cae del cielo y hay que esforzarse por saber un poco de todo. No tengo la suficiente experiencia ni los conocimientos par ser una periodista gastronómica, pero la vida me ha llevado a ser una "foodie" en toda la extensión de la palabra.

2 comentarios

Deja tu comentario

Suscripción en CyComparte Blog

Bienvenidos a nuestra comunidad de Cocina y Comparte, donde encontrarás las mejores y más prácticas recetas. Además de ello, estás suscrit@ a CyComparte blog para enterarte lo último en estilo de vida.

*
*
*
*

Ayúdanos a conocer tus intereses.

Estoy de acuerdo con las políticas de privacidad y los términos de uso del sitio

Comparte Cocina