Lo positivo siempre regresa

Lo positivo siempre regresa

Quizá has escuchado más de una vez el famoso dicho de: siembras lo que cosechas y al parecer es así, somos energía que se mueve constantemente, el sembrar una semilla en positivo, como lo mencionaba en la publicación anterior (El arte de servir), radica en promover el bienestar individual y colectivo.

Para ello, debes saber: qué es lo que quieres, y cómo puedes ayudar a alguien a obtener lo mismo que tú. Este concepto de las semillas lo he aprendido de un ser extraordinario: Geshe Michael Roach, quien se distingue por su amplia sabiduría budista aplicada en la construcción de negocios exitosos, lo cual podemos apreciar más en uno de sus libro «El tallador de diamantes».

En una vuelta por la FanPage de este extraordinario ser me encontré con un hermoso regalo, dónde Geshe cita los pasos para sembrar, si tu aplicas al 100% esta pequeña fórmula, muchos de los resultados que has estado buscando o esperando en tu vida se pueden lograr, todo radica en ser constante y tener la absoluta certeza de que estás haciendo un bien superior, lo más importante es aprovechar el don de el asombro, porque quienes lo han perdido, han perdido la capacidad de vivir, por ello, no dejes de preguntarte ¿quién eres?, porque el poder de la trasformación radica en tu ser.

«El primer paso para sembrar semillas es formular tu deseo en una frase corta, que es eso que quieres conseguir: «quiero ganar más dinero o uiero encontrar a mi pareja ideal»

El segundo paso es planear a quién vas a ayudar, y recuerda que es importante que ayudes a alguien a que consiga primero lo mismo que tú quieres. Entonces busca: ¿quién podrá querer lo mismo que yo?, ¿cómo me gustaría que me ayudaran a mí?

El tercer paso es: Ejecuta tu plan. Ve y ayuda a esa persona, llámala, dedícale tiempo, usa tu generosidad.

El último paso para sembrar buenas semillas es el regocijo. Antes de dormir, justo cuando pongas tu cabeza en la almohada, recuerda por unos instantes tus buenas acciones del día. Siéntete feliz por lo que hiciste. Has elegido tu semilla, has planeado en dónde plantarla, fuiste cuidadoso y la plantaste. El cuarto paso es el agua para que tu semilla florezca.»

Geshe Michael Roach

Gracias por votar. Ahora puedes compartirlo en tus redes sociales .
¿Qué te hace sentir este artículo?
Fascinado
Divertido
Triste
Enojado
Aburrido
Emocionado

Fabiola Hurtado

Fabiola Hurtado

Misión de vida: Ser una líder de opinión que transforme e inspiré a las personas por medio del amor y servicio.

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Suscripción en CyComparte Blog

Bienvenidos a nuestra comunidad de Cocina y Comparte, donde encontrarás las mejores y más prácticas recetas. Además de ello, estás suscrit@ a CyComparte blog para enterarte lo último en estilo de vida.

*
*
*
*

Ayúdanos a conocer tus intereses.

Estoy de acuerdo con las políticas de privacidad y los términos de uso del sitio

Comparte Cocina